Reir mientras lloras

La persona que a menudo se ríe no siempre es feliz. La expresión externa de la risa se puede usar para enmascarar una gran tristeza en el corazón.

Al respecto Proverbios 14:13, dice: “La risa puede ocultar un corazón afligido, pero cuando la risa termina, el dolor permanece”.

Puedes llenar tu vida de muchas actividades, comprar muchas cosas, vivir rodeado de personas, pero lo cierto es que el ser humano nunca será feliz si no busca a Dios, si se mantiene alejado de Él.

La verdad es que si buscas a Dios no significa que no habrá problemas, pero, la diferencia radica en que sin importar lo que estés atravesando, puedes confiar en que Dios no te abandona nunca y que Él tiene todo bajo control y su paz que sobrepasa todo entendimiento te llena.

Así que no permitas que los problemas te roben el gozo del Señor, más bien úsalos como instrumentos para acercarte más a Él y confía plenamente en su voluntad.

Permite que tu corazón y tu rostro reflejen exactamente lo mismo, no uses máscaras para mostrar a los demás algo que no existe. Si estás atribulado lleva tus problemas ante Dios y entrégaselos, no permitas que llenen de amargura tu corazón. Pues solo Dios puede transformar tu llanto en risa; Nunca te des por vencido y confía en Él.

Deja Tu comentario en Facebook