Noticias de Casanare

Casanare se prepara ante la primera temporada de lluvias del año 2019

En abril y en mayo se acentúa la primera temporada invernal del año en Casanare. Con las precipitaciones se pueden presentar inundaciones, crecientes súbitas, avenidas torrenciales, vendavales, deslizamientos, tormentas eléctricas, entre otros eventos naturales, por lo que todos debemos tomar medidas preventivas.

Como entidad coordinadora del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres en este Departamento, la Gobernación de Casanare, emitió una circular preventiva en la que se insta a alcaldes municipales, coordinadores municipales de gestión del riesgo, miembros del Consejo Departamental Para la Gestión del Riesgo de Desastres -CDGRD-, miembros de los consejos municipales de gestión del riesgo, medios de comunicación y comunidad en general a realizar acciones tendientes a mitigar los efectos de la temporada lluviosa.

Para autoridades.

A los diferentes sectores se solicita revisar los planes de contingencia existentes y actualizarlos de ser necesario, tanto los del municipio como de las diferentes entidades, especialmente el sector salud, sector energético, sector productivo, agua y transporte.

Asimismo, verificar el correcto funcionamiento de la planta de tratamiento de agua y los demás servicios básicos del municipio. Revisar el funcionamiento de sistemas de alerta temprana institucional y comunitario, de manera que estén activos frente a esta temporada. Establecer con las instituciones públicas, privadas y comunitarias, principalmente con las instituciones educativas y entidades de salud, un plan de revisión estructural, de manera que puedan detectarse situaciones de riesgo y corregirse.

A los alcaldes, se conmina a contar con bancos de ayudas humanitarias y recursos en el fondo de gestión del riesgo, consecuentes con la población, el territorio y los riesgos identificados en el municipio. Recordar que son ellos los primeros responsables de la Gestión del Riesgo en su localidad.

Para la comunidad

Entre las recomendaciones más significativas se relacionan:

Estar atento a la información proveniente de IDEAM, los consejos departamentales y municipales de Gestión de Riesgo y entidades operativas. Monitorear en su comunidad los afluentes, verificando el cambio de nivel y notificarlo; en zonas de ladera verificar cualquier cambio en el terreno y dar aviso.

Es importante tener a mano un maletín familiar de emergencia. Realizar campañas de limpieza de canales o ríos que crucen por la comunidad, y en las viviendas verificar el estado de las canaletas, realizar la limpieza requerida, recolección de residuos sólidos y reforzamiento en techos, de manera que puedan soportar las lluvias y vientos fuertes.

Igualmente, realizar mantenimiento preventivo de acueductos veredales y los sistemas de recolección de aguas lluvias y/o alcantarillados. Verificar el estado de la infraestructura de la comunidad, de manera que pueda servir de apoyo en algún momento. Establecer mecanismos comunitarios de soporte de agua potable y vigilar el estado y la limpieza de tanques de almacenamiento, de manera que no se genere un riesgo mayor para la salud. Informar a las autoridades señales de peligro o cambios importantes que permitan la emisión de alertas oportunas. (Bomberos 119, Cruz Roja 132 y Defensa Civil 144) o a la oficina de Gestión del Riesgo de su municipio.

Medios de comunicación

Se recordó que ante la presencia de escenarios de riesgo, son los medios de comunicación, los instrumentos más importantes en  el servicio de alerta temprana a la comunidad.

Por lo que se insta a no generar alarma (una alarma infunde pánico en la población). Se recomienda hacer uso, únicamente de las alertas tempranas, las cuales son emitidas por el IDEAM, entidad técnica del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.

En torno a la responsabilidad social empresarial, educar en Gestión del Riesgo, contribuyendo en la resiliencia de las comunidades. Ante una emergencia, los medios de comunicación están llamados a ser instrumentos que eduquen y concienticen a la comunidad, instándolos a seguir las medidas impartidas por los CMGRD o CDGRD. Jamás deben de convertirse en mecanismos de presión, que lleven a los miembros de los CMGRD o CDGRD a tomar decisiones apresuradas.

Fuente: Administración Departamental de Casanare.

Deja Tu comentario en Facebook

Publicaciones relacionadas